SEXO ANAL: Un dolor muy placentero!

934940_244073309065984_586394973_n

Nunca

Esa es la palabra que más escucho cada vez que pregunto ¿te gusta el sexo anal? Entre mujeres, tiene muy mala reputación; sin embargo a los hombres no hay nada que más les guste que una buena penetración por detrás. Y es que hoy en día, aunque parezca increíblemente retrogrado, existen miles de tabúes y prejuicios referentes a esta práctica tan placentera y lo más fuerte, entre nosotras.  Yo soy una mujer y amo el sexo anal.

Hay mujeres que, al practicar sexo anal, se sienten sucias, sumisas, sometidas por el hombre. En ellos sin embargo ocurre todo lo contrario; para el macho es un reto. Vencer primero a la negativa de su pareja y después al esfínter; se sienten más viriles, potencian su fuerza, su vigor, su dominación.

Luego están las otras, las mujeres que disfrutan del sexo anal y pasan de prohibiciones, las que practican sexo desenfrenado y sólo de pensar que están dejando ver su preciada puerta de atrás hace sacar su lado más salvaje. Por suerte yo me incluyo en este grupo.

 

936273_141646789354579_2030342097_n

 

Y, es que el sexo anal amigas es guay y aquí os doy mis principales razones por las que todas deberíais probarlo:

 

GENERAMOS CONFIANZA creando otro nivel de intimidad, la complicidad es genial para la pareja, os beneficiáis ambos.

CONTROLAMOS LA NATALIDAD y sí queridas, aunque suene un poco brusco, el  sexo vaginal hace bebés y el anal claramente no. Yo ya tengo un precioso bebé y, por el momento no quiero más.

POTENCIAMOS NUESTRO LADO MÁS SALVAJE como os he comentado antes el hecho de pensar en lo oscuro y lo prohibido nos pone, nos pone mucho.

SIÉNTETE UNA DIOSA el sexo anal es poderoso para ellos y para nosotras. Los hombres sienten que controlan la situación y las mujeres que controlamos sus deseos. ¿No creéis  que les volveréis locos? La respuesta es sí.

ORGASMOS MÁS INTENSOS aquí va mi última razón, mi favorita. Y es que el sexo anal permite que el hombre pueda tocarte y manipularte el clítoris y el punto G simultáneamente, ya sea con juguetes sexuales o con sus propias manos. ¿Imaginas tus 3 zonas más erógenas excitadas a la vez? Mi consejo: No imagines, ponlo en práctica.

 

Como veis en el sexo anal todo son ventajas. No me malinterpretéis, si repudiáis esta práctica no lo hagáis pero, las mujeres que no lo habéis probado, al menos hacerlo una vez. Como digo en el título de este es post es un dolor placentero, duele pero gusta.

 

Hay 3 pilares básicos a tener en cuenta antes de practicar sexo anal, ahí van mis consejos:

RELÁJATE los preámbulos son muy importantes, tomaros vuestro tiempo o una copa de buen vino. Podéis ambientar la habitación con velas, incienso, música chill out…  La relajación es fundamental, también existe dentro de la cosmética erótica una amplia gama de relajantes anales que harán bastante más fácil la penetración.

- LUBRICACIÓN más que recomendado la utilización de lubricantes realizados con base de agua o silicona que harán mucho más fácil la penetración. Nota importante: Si vais a utilizar juguetes el lubricante debe ser acuoso, ya que los lubricantes de silicona pueden dañar los juguetes y el látex.

- PENETRACIÓN debéis comenzar poco a poco, primero con el dedo y, seguidamente con alguno de los cientos de juguetes eróticos indicados para el sexo anal, os recomiendo que empecéis a experimentar con los llamados plugs anales, para principiantes recomiendo los de silicona, son mucho más blanditos y manejables. Estos juguetes son pequeños, flexibles y, muy importantes para el sexo anal, “tienen tope”. Recordaros que los esfinteres anales succionan por eso es de suma importancia que los juguetes que utilicéis tengan un tope que evite la inserción total del mismo.

 

Si definitivamente os he convencido a que practiquéis sexo anal  y os gusta con un juguete ¡imaginaros con el miembro de vuestra pareja! Vais a gozar!!

Dejaros de tabúes y satisfacer vuestros placeres más profundos ¡Besaros, tocaros, amaros!! Una mujer gana confianza, cuando se masturba, cuando se explora, cuando se conoce, cuando se quiere y se deja querer.  ¡Más sexo y menos sexismo!!

 

 

By PATRICIA SILK. Personal Sex Shopper en Desátame Erótica.  “Y a veces hasta escribo, cada vez más a veces.”

By PATRICIA SILK. Personal Sex Shopper en Desátame Erótica.
“Y a veces hasta escribo, cada vez más a veces.”